Si la política fuera una novela, de seguro la familia del presidente interino Juan Guaidó se llevaría el premio a la historia «con final feliz» del año, por la increíble forma en la que pasaron de ser unos humildes residentes de La Guaira, a vivir como ricos y famosos.

Nacidos y criados en las costas varguenses. Su padre, Wilmer Guaidó, ex piloto comercial y luego taxista en Tenerife, poco tiempo después que Guaidó asumiera la presidencia, se convirtió en un millonario personaje del jet set isleño.

Lee También: Por esto venezolanos critican las reuniones de Gustavo Guaidó con el “boligarca” Alejandro Betancourt en España

Su madre Norka Márquez, alias «Cucucha», era ama de casa. Contrajo cáncer y fue curada gracias a todos los tratamientos médicos que recibió. Hoy vive en un enorme apartamento de lujo en Brickell Avenue, Miami, con vista al mar y todas las comodidades, como toda una estrella de cine.

Cucucha contó una vez que su familia perdió todo en la tragedia de Vargas, cuando un aluvión de piedras y barro arrasó su casa en Los Corales.

Lee También: Gustavo Guidó y María Gabriela Eslava derrochan millones de dólares en Miami con sus amigos narcochavistas

Gustavo, el más polémico de todos, vive la Dolce Vita en Miami como playboy, conquistando mujeres, mientras viaja eventualmente a Bogotá (donde residen su esposa Cristina Carbonell Parada e hijas) a simular que es buen padre, mientras es un infiel y corrupto.

Se comenta que Gustavo se casó por interés con Cristina, debido a que ella tenía cierta solvencia económica, mientras él era un humilde chamo de La Guaira. A Cristina se le ve con frecuencia en restaurantes y hoteles de lujo.

Se sabe que Gustavo se dedica a extorsionar a enchufados a cambio de «vacunas» para no ser investigados por las autoridades norteamericanas, bajo el pretexto de que apoyan la causa de su hermano. Entre ellos Miguel Mawad, Alejandro Betancourt y «El Tuerto» Andrade.

Gustavo ha sabido capitalizar muy bien la influencia política de su hermano mediante sobornos y negocios turbios. Aunque originalmente vivía en Santa Fe, se mudó a una mansión en Cerro Verde que le “regaló” su amigo Juan Henríquez, alias “Juancho” ¿Con qué lo habrá chantajeado?

Una historia que parece de novela, pero no lo es. Se trata de drama político de pobre, sin negocios o herencias, que de la noche a la maña se hicieron ricos.

Una historia que parece de novela, pero no lo es. Se trata de drama político de pobre, sin negocios o herencias, que de la noche a la mañana se hicieron ricos.

Lee También:  ¡Por infiel! Esposa de Gustavo Guaidó le pide el divorcio y este viaja a Bogotá de emergencia

 

Casa de Gustavo Guaidó y su esposa en Bógota.

 

 

El lujoso apartamento donde viven los Guaidó en Miami.

Iván Otero vinculado a corrupción del “Grupo Guaidó”