Con banderas de Estados Unidos, pancartas y en algunos casos con gorras alusivas a la campaña del presidente Donald Trump, miles de personas protestaban este viernes en California para exigir que se levanten las órdenes de confinamiento en vigor por seis semanas.

“¡Abran California, abran California!”, gritaban los manifestantes cerca de las playas de Huntington Beach, cerradas por orden del gobernador Gavin Newsom luego que el fin de semana pasado, de mucho calor, estuvieran repletas de gente.

Las playas de los condados de Los Ángeles y San Diego llevan semanas cerradas al público, a diferencia de las del vecino Orange, que abarca Huntington y Newport Beach y hasta ahora permanecían abiertas.

Otras protestas en reclamo de la reapertura económica del país se realizaron en Los Ángeles, Chicago y Nueva York.

“Todos los trabajos son esenciales”, “La libertad es esencial”, se leía en algunas de las pancartas que llevaban los manifestantes. “Los virus no suprimen la Constitución”, decía otra.

Este tipo de protestas tienen lugar desde hace días en varios puntos de Estados Unidos, donde más de 64.000 personas han muerto por la COVID-19. Por lo general, las lideran grupos afines al presidente Trump, que busca la reelección y se ha manifestado ansioso por reactivar la economía.

El jueves, en Lansing (Michigan, noreste), manifestantes armados, algunos con fusiles de asalto, ingresaron al edificio del legislativo para exigir el levantamiento del confinamiento.

El gobernador de California, Gavin Newsom, dijo este viernes en rueda de prensa que entendía la “frustración y preocupación” existente detrás de las protestas: “Una ansiedad profundamente comprensible sobre la economía y el destino y el futuro de sus familias”.

Newsom adelantó que en “días” hará anuncios respecto a las medidas de mitigación.

“Proteja a sus hijos, padres, abuelos, amigos, vecinos, gente que está protestando”, exhortó. “Cuídese, cúbrase la cara, respete el distanciamiento físico. Usted no quiere contraer esta enfermedad”, que “no distingue si es un manifestante, o si es demócrata o republicano”.

California registró 91 muertes en las últimas 24 horas, lo que llevó el total de fallecidos a 2.073, sobre casi 50.500 casos positivos.

AFP